domingo, diciembre 30, 2007

Lo mejor y lo peor de 2007

Se acaba 2007, momento de hacer repasos y balance, momento de hacer esas listas con las que casi nadie suele estar de acuerdo pero que son tan personales como los gustos de quien las firma. De las 38 veces que he ido a una sala de cine en los últimos doce meses, estas son, por orden alfabético, mis diez películas del año.

300
Toda una sorpresa por venir de un director casi desconocido como Zack Snyder. La extraordinaria novela gráfica de Frank Miller encuentra una adaptación tan fiel como fresca. Una muy particular y nada histórica visión de la batalla de las Termópilas, espectacular como pocas y tremendamente original en un género tan desgastado ya como es la acción.

AMERICAN GANGSTER
A la crítica le encanta menospreciar a Ridley Scott. American Gangster no ha sido una excepción, a pesar de ser una película poderosa y visualmente excepcional, de contar con dos actores magistrales (Denzel Washington y Russell Crowe) y de tocar un género habitualmente del gusto de la prensa especializada. Con sus defectos, que los tiene, una película espléndida que seguro mejorará en el DVD, como es habitual en Scott.
APOCALYPTO
Mel Gibson sabe rodar como pocos. Después de La Pasión, demuestra que sigue en plena forma por mucho que sus escándalos personales taparan la grandiosidad de esta película. Mantener la tensión de una persecución que dura casi una hora es una genialidad. Rodada en idioma maya, da una importancia capital a la imagen y al sonido, mayor que al lenguaje, y evita la gran lacra del cine actual, los superfluos diálogos. Una joya.

CARTAS DESDE IWO JIMA
Que Clint Eastwood es uno de los grandes de la historia del cine es algo que está fuera de toda duda. Cartas desde Iwo Jima es una de sus mejores películas, lo que es mucho decir para un director que ha dirigido ya un puñado de obras maestras. Brillante relato antibélico, rodada casi íntegramente en japonés y desde el punto de vista japonés. Ken Watanabe se consolida como uno de los mejores actores del momento


EL BUEN PASTOR
Robert de Niro es un inmenso actor, por más que no pare de aburrirnos con comedias indignas de su talento. También es un gran director, como ya apuntó hace demasiados años con Una historia del Bronx. El buen pastor, la complejísima historia de gestación de la CIA, lo confirma. Grandísimo reparto (qué alegría volver a ver a Joe Pesci en un título importante) para una película valiente. Demasiado inteligente para los tiempos que corren, el público le dio la espalda.

LA VIDA DE LOS OTROS
Película valiente y más actual de lo que muchos creen. Un espectacular guión desemboca en uno de los finales más hermosos del cine moderno. La frescura de un puñado de actores, desconocidos para el gran público por ser alemanes, completa dos horas increíbles de cine. La historia te agarra como pocas durante todo el metraje y compararla con el cine español sólo hace sentir envidia.

MICHAEL CLAYTON
Un buen guión y un puñado de grandes actores siempre darán una buena película. George Clooney se consolida como un buen actor, pero le superan Tom Wilkinson, Sydney Pollack y una Tilda Swinton que huele a Oscar aunque no se lo den. Brillante climax final, la quintaesencia del plano-contraplano entre dos actores, Clooney y Swinton, que deslumbran ahí más que nunca. Comprometida y necesaria.

RATATOUILLE
Una genialidad más de Pixar, esta vez con el sello de un director que lleva camino de ser uno de los grandes, Brad Bird (Los Increíbles, El gigante de hierro). Un guión exquisito, una historia maravillosa, unos personajes deliciosamente perfilados, una música preciosa, una animación portentosa. Lo tiene absolutamente todo para divertir a los más pequeños y para deleitar a los mayores con casi dos horas de puro cine. Y París, qué maravilla...

SPIDER-MAN 3
Criticada con saña, para mí un cierre brillante a una trilogía que ha hecho historia en el moderno cine fantástico. Con sus lagunas en el guión y sus absurdas concesiones a la simplicidad, es un espectáculo de primera magnitud. Peca de un afán de querer incluir demasiadas cosas. Grande el Spider-Man negro y malvado, grande Venom. Los últimos 20 minutos, un sueño hecho realidad para todo fan del cómic.

STARDUST
La mejor película fantástica del año. Una delicia en casi todos los sentidos, un cuento de hadas modernizado pero tan inocente como si fuera una película de los años 80. La novela gráfica de Neil Gaiman da lugar a un filme entretenidísimo en el que brilla con luz propia una inmensa y preciosa Michelle Pfeiffer. Fue un enorme fracaso de taquilla. Puede que el público moderno no sea capaz ya de entender una película tan bonita.


ZODIAC
David Fincher sigue sorprendiendo. Zodiac es una reinvención en toda regla del cine policiaco. Lo hizo en los 90 con Seven y lo hace en el siglo XXI con esta maravilla, brillantemente dirigida e interpretada, con un guión poderoso y hábil. Que nadie espere una película de tres actos y un clímax al final. Zodiac rompe para bien y con maestría la estructura cinematográfica convencional y deja un grandísimo sabor de boca.


Y como todos somos humanos, a veces pagamos una entrada por películas que uno no sabe muy bien por qué las está viendo. Estos son los tres títulos (sólo tres, que estamos en Navidad y hay que ser benévolos), también por orden alfabético, que peor sabor de boca me han dejado en 2007.

LA BRÚJULA DORADA
Aburridísima fantasía en la que uno nunca sabe muy bien qué nos están contando. Los actores deambulan sin creerse sus papeles, la niña protagonista no despierta simpatía alguna. La sensación de haber visto mil y una veces la historia de un crío que salva al mundo de fuerzas poderosas no ayuda. Un desbarajuste, se mire por donde se mire, insalvable ni siquiera con futuras y muy improbables secuelas por el fracaso cosechado.


MARÍA ANTONIETA
Después de la sorprendente Lost in translation había interés por ver qué nos ofrecía Sofia Coppola. Y lo que nos ofreció fue un esperpento de proporciones épicas, una película que no despierta el interés ni por la historia ni por los personajes, un intencionado anacronismo, plagado de canciones pop, que decepciona de principio a fin. Es de esas películas en las que uno se pregunta si al rodarla no se estarán dando cuenta de lo mala que es.


TRANSFORMERS
Destrozar un mito es facilísimo. Y si Michael Bay está detrás, más fácil todavía. Un guión asombrosamente infame, unos diálogos espectacularmente estúpidos y unos actores inverosímiles todos ellos acaban por destrozar el sueño infantil de muchos veinte y treintañeros de ver una película a la altura. Los efectos, impresionantes... si consigues enterarte de lo que está pasando en la pantalla, claro...

3 comentarios:

Noelia Jiménez dijo...

Joder, sólo he visto "Ratatouille"... Tengo que ponerme al día, con o sin propósito de año nuevo.

Juan Rodríguez Millán dijo...

El DVD se ha inventado para esto, Noelia, no te preocupes, je, je... Cuando te pongas al día, habrá que organizar tertulia para comentarlas, ¿no...?

Argan dijo...

A falta de ver American Ganster y algunas otras, aquí te dejo un resumen de lo mejor del año para mi:

El Truco Final: Hipnotica, mágica, espectacular y sorprendente. No me extraña viniendo de Christopher Nolan, pero no pensé que me fuera a gustar tanto esta batalla entre dos magos. Ni comparación con El ilusionista que saldría unos meses antes.

En Busca de la Felicidad: Aquí me llevé otro sorpresón. De las mejores actuaciones que he visto este año. El gran Will Smith volviendo a por el Oscar después de la tentativa de Ali. Y lo hace con un dramón genial, acompañado de su hijo, en una pelicula que, aun siendo de las que nunca diría que me gustan pues... me encantó.

Diamante de Sangre: De esta pelicula no tengo nada que decir excepto que es de visionado obligado. Thriller político - película de acción a medias, todavía estoy pendiente de verla en VO.

La Vida de los Otros: Merecidisimo oscar a la mejor pelicula de habla no inglesa. Y la mejor pelicula europea que he visto este año. Si hubiera justicia y no tanto mamarracho, también se habría llevado nuestro goya.

Paris je t'aime: Es una pelicula compuesta por varios cortos, uno por cada barrio de paris, y como corresponde a su estructura, es tan irregular como tantos cortos existen. Pero por el contrario tiene momentos de tal genialidad que no puedo más que recomendarlo. El mejor sin duda, el de Natalie Portman.

300: Espectaculo con mayusculas. No quiero pensar el que se la perdió en cine. No se si el salón de casa puede llegar a transmitir esa batalla como se merece.

Tristam Shandy: A cook a bull Story: La ví hace un par de años cuando se estreno en UK, pero como el estreno corresponde a este marzo la pongo. Adaptación de un libro imposible hecho making of de una comedia inglesa en estado puro. Con el mejor Steve Coogan.

Zodiac: De nuevo David Fincher dando lo máximo. Los asesinatos ya son una pasada, pero el resto de la trama, el desarrollo de personajes, la música y sobre todo, la imagen de esta pelicula merecen un reconocimiento que me da la impresión que no tendrán.

28 semanas después: La película de zombies definitiva. Sobreviví a la primera escena y no sufrí un ataque al corazón. A partir de ese momento puedo respirar más fuerte.

Planet Terror: Del mutilado proyecto GrindHouse, me quedo sin dudas con la parte de Robert Rodriguez mucho más divertida, alocada y entretenida que la de Tarantino.

Ratatouille: Lo mejor de Pixar en mucho tiempo. El maestro Bird vuelve a conseguir una pelicula redonda, llena de matices. Y volvemos a ver una pelicula adulta desde la perspectiva de un niño.

El Ultimatum de Bourne: Lo que se denomina planificar una escena tiene su máxima expresión en la persecución en la estación de Waterloo de esta pelicula. Apenas tiene trama... pero es que ni se necesita.

Locos por el Surf: Es tanto el ingenio, la originalidad y la cara dura para hacer hoy en día una pelicula así, que me ha parecido razonable resaltarla. Entre lo mejor de animación del año.

Hairspray: Porque de nuevo volví a vibrar en una sala de cine con un musical. El ritmo de esta pelicula es tan endiablado que las dos horas se pasan volando.

Supersalidos: Para el final las comedias. Supersalidos siendo de lo más borde que he visto en mucho tiempo, es tremendamente adorable. Resulta dificil no contactar con esos 3 cafres. A destacar la BSO y el final.

Arma Fatal: Y aún quedandome un poco frío durante las dos primeras partes de la peli, el grandisimo climax final lo compensa con creces. Los creadores de la fantastica Zombies Party vuelven a darle la vuelta al cine de genero.

De lo peor, todo el arsenal de secuelas: spiderman 3, piratas 3, shrek 3, ocean 13, etc... no se salva nada.

Un saludo!